RSS

El POEMA

23 Feb

Canta como un jilguero….¡Ay, Dios, cómo canta!

Se paran a escucharle las aves del cielo

y la flores elevan sus corolas del suelo

al percibir los ecos dulces de su garganta…

 

Absorta y muda queda Naturaleza santa

ante es voz pastosa que, si levanta el vuelo,

se rompe en cataratas de trino, en anhelo

de amor, en armonía que el cenit se levanta….

 

El corazón detiene su latido al sentirla

y la guitarra misma enmudece al oírla…

 

¡Voz de cristal sonoro, armoniosa y serena,

voz sutil de suspiro, queda y arrolladora,

que igual ruge de celos que de tristeza llora

la voz inimitable del Niño de Marchena!           Manuel García Sañudo

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 23 de febrero de 2014 en Rima y compás

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: